La importancia que está ganando el comercio electrónico para las actividades logísticas está provocando, a su vez, que el futuro del sector se juegue cada vez más en las calles de las ciudades, un entorno hostil para la logística y copado por los vehículos pesados y el trasiego de personas, circunstancias que generan congestión, algo que ya supone todo un reto para la distribución urbana.

En este escenario cada vez más urbano, el uso de las nuevas tecnologías se convierte en una herramienta imprescindible para poder competir en un sector muy competitivo y con márgenes estrechos, algo que también impactará decisivamente en las operaciones de logística y transporte.

Lo cierto es que el comercio electrónico se ha convertido en poco tiempo en la gallina de los huevos de oro para la paquetería , así como en puerta de entrada para grandes mercados alejadosen una rápida evolución que no siempre ha sido lineal y que en estos últimos tiempos parece centrada, desde el punto de vista de la entrega domiciliaria en evitar devoluciones que, al fin y al cabo, son el auténtico foco de ineficiencias y costes para el sector, aunque también empiezan a verse iniciativas para convertirlas en nuevas oportunidades de negocio para la gestión logística.

De igual modo, en su afán por ir incorporando nuevos productos, el comercio electrónico también parece decidido a entrar en el segmento de productos perecederos, donde queda camino por ganar rentabilidad, aunque las experiencias cada vez son más elaboradas, como demuestra el caso de Mercadona, que ya ha extendido su servicio a Barcelona y que, al mismo tiempo, va a empezar a utilizar ventanas horarias para su canal de comercio electrónico.

Al mismo tiempo, los puntos de conveniencia también parecen irse abriendo camino y ya suponen tres de cada diez envíos de comercio electrónico, mientras que las nuevas tecnologías también parecen decantarse por las entregas predictivas.

Buenos datos estadísticos

Más allá del comercio electrónico, el sector en términos generales presenta en el último mes un retroceso del paro en un 3,4%, así como incrementos de la contratación laboral, del número de empresas y de la cifra de negocio, con un sector que lidera las inversiones extranjeras directas en España.

Al mismo tiempo, los precios de los servicios logísticos tienden a crecer, mientras que, por contra, el coste laboral retrocede, aunque, por otra parte, los sindicatos ya han amenazado con un otoño caliente en el sector logístico.

El de carretillero es uno de los puestos más demandados en la época de Navidad

La cifra de negocio de las actividades logísticas sigue al alza.

Movimientos empresariales

Por lo que respecta a operaciones empresariales destacadas en los últimos 30 días, Correos afianza su proceso de internacionalización y se lanza a China, mientras que DB Schenker ha presentado el primer camión eléctrico autónomo del mundo.

FedEx, por su parte, dejará de entregar envíos a domicilio de Amazon en los Estados Unidos, mientras que Walmart ha ido un paso más allá en estos servicios y empezará realizar entregas directas de pedidos de e-commerce dentro de los domicilios.

Además, Mahou-San Miguel se ha lanzado al canal on-line, con una nueva plataforma de e-commerce, mientras El Corte Inglés impulsa su presencia en este canal de la mano de Alibaba, GLS salta el charco para desembarcar en México y Celéritas redobla su apuesta por el B2B.

En cuanto a tendencias, parece que la automatización de almacenes podría dar un paso de gigante en un plazo de cinco años, mientras que la tecnología blockchain parece amoldarse para mejorar la actividad aduanera.