La crisis sanitaria no parece haber afectado a todos los sectores de la misma manera, y es que algunos han logrado salir incluso reforzados. Es el caso del segmento inmologístico, que a diferencia de otros del entorno inmobiliario, como el de las oficinas o el retail, mantiene buenas perspectivas de crecimiento gracias al ‘boom’ del e-commerce.

Según un informe de MVGM, está aumentando especialmente la demanda de espacio en los lugares más cercanos a los principales mercados de consumo, si bien se han registrado desarrollos en zonas logísticas más alejadas por la aparición de nuevos actores en el sector.

La contratación se ha situado en los 1.197.000 m² hasta el mes de septiembre, igualando prácticamente los niveles de 2019, según los datos de CBRE, que considera que la sostenibilidad seguirá siendo fundamental en las nuevas construcciones, compartiendo protagonismo con la creciente tendencia a velar por el bienestar de los empleados con más zonas para la interacción, el ocio y los servicios.

En la Zona Centro, la contratación inmologística suma en los tres primeros trimestres 650.028 m², lo que supone un aumento del 56% según las cifras de BNP. Entre las operaciones que se han conocido ya en octubre, destaca la inversión de Patrizia en cuatro naves logísticas en el municipio madrileño de Valdemoro, si bien ha sido el Corredor del Henares el área que más interés ha generado.

Amazon ya está operando en su nueva plataforma de Alcalá de Henares, donde Arvato Supply Chain Solutions ha inaugurado unas nuevas instalaciones para la logística del canal ‘on-line’. Por su parte, Citylogin ha abierto un hub de proximidad de 7.500 m² en San Fernando de Henares y Prologis ha iniciado la transformación de un activo de 20.000 m² en Azuqueca de Henares, en Guadalara.

Precisamente en esta provincia, Montepino ha completado la entrega del nuevo hub logístico de Luís Simões en Puerta Centro y Pulsar Properties ha finalizado la construcción de su segunda plataforma en el municipio de Torija.  Además, conviene apuntar que Mileway ha cerrado la compra de cuatro activos de Transportes Gallastegui, repartidos entre Madrid, Barcelona, Valencia y Guipúzcoa.

Proyecto multinivel de Goodman en Castellbisbal

Goodman está desarrollando dos naves multinivel en Molins de Rei y Castellbisbal.

En lo que respecta al mercado logístico catalán, mantiene su fortaleza a pesar de la escasez de superficie de calidad. Según datos de Savills Aguirre Newman, los nuevos proyectos logísticos en 2020 suman 415.783 m², de los que el 80% ya está pre-alquilado.

Desde enero, la contratación vinculada al e-commerce ha rebasado los 56.000 m². La cifra, que representa del 18% del total, se incrementará hasta el 30% de cara a final de año, teniendo en cuenta que hay algunas operaciones en curso.

Una de las novedades que presenta el mercado en Cataluña es el desarrollo de dos naves multinivel en las que está trabajando Goodman y que estarán situadas en Molins de Rei y Castellbisbal. Por su parte, UPS invertirá 40 millones en su nueva plataforma de la ZAL y Lidl ha alquilado a Segro un nuevo inmueble de 28.500 m² en Sant Esteve Sesrovires.

Asimismo, la inmobiliaria Brilten ha adquirido una nave de 5.312 m² a escasos kilómetros del centro de Barcelona y Realterm ha comprado un centro de logística de última milla de 6.249 m².

Otros mercados

En el mercado valenciano, se ha contratado un total de 82.730 m² de superficie hasta septiembre. En octubre, Conforama ha inaugurado su nueva plataforma de distribución en Lliria.

Por su parte, en Zaragoza, DSV ha trasladado su operativa a un nuevo centro de distribución en PlaZa y TXT ha realizado una operación con Spearvest y ProEquity para instalarse en una plataforma ya en construcción en el municipio de La Muela.

En otro orden de cosas, la japonesa SMC duplicará la superficie de su sede central en la península ibérica, ubicada en el polígono de Júndiz de Vitoria, y Serfrial iniciará en enero las obras de un nuevo almacén refrigerado en Murcia.